lunes, 2 de noviembre de 2015

Mujeres de la clase obrera: Mother Jones.

El pasado verano llego a mis manos el libro sobre Mamma Jones, un gran militante del movimiento obrera estadounidense. Un buen libro. Y una buena amiga, cuyo blog  recomiendo vivamente
http://convistasalhorizonte.blogspot.com
ha extractado las siguientes citas:
  •  "Pido al presidente, en nombre de los sufrimientos padecidos por estas criaturas, la abolición de esta esclavitud. Y diría al presidente que la prosperidad de la que tanto presume está edificada por los ricos sobre la miseria de los pobres."
  • "Pregunté una vez a un prisionero por qué había sido detenido, me dijo que por robar un par de zapatos; yo le contesté que si hubiera robado una vía ferrea ahora sería seguramente el presidente de los Estados Unidos."
  • "Creo que no hay militante obrero que haya visto tanta violencia como yo. He visto a los obreros consumirse en el trabajo y envejecer prematuramente. He visto cómo los encarcelaban y ejecutaban cuando protestaban. Podría contar, sin acabar nunca, historias de persecución y actos de heroísmo como no se han dado en ningún campo de batalla."
Mother Jones
  • "Siempre he aconsejado a los obreros que leyeran. Toda mi vida he recomendado estudiar las obras de los grandes escritores que han tenido el ánimo de intentar hacer un mundo mejor para aquellos que sufren."
  • "El parlamento Wilson me preguntó dónde vivía.-Vivo en Estados Unidos -dije-, pero no sé exactamente dónde. Mi hogar está allí donde se lucha contra la opresión. Tanto en Washigton, Colorado, tanto en Pennsylvania, Arizona, Texas, Minesota. Mi hogar es como la suela de mis zapatos. Siempre va conmigo. 
  • "Creo que no hay militante obrero que haya visto tanta violencia como yo. He visto a los obreros consumirse en el trabajo y envejecer prematuramente. He visto cómo los encarcelaban y ejecutaban cuando protestaban. Podría contar, sin acabar nunca, historias de persecución y actos de heroísmo como no se han dado en ningún campo de batalla.
  • "Los corazones de los hombres son duros. Son indiferentes. Todo el carbón no sería suficiente para reblandecer al mundo. El mundo es indiferente a la suerte de los que arriesgan su vida y su salud en las profundidades de la tierra; los que cavan en la agobiante oscuridad de las galerías con la única luz de una linterna adosada a sus cascos que apenas les aclara el camino silencioso: de aquellos cuyas espaldas están curvadas por el trabajo, que les duelen hasta los huesos, cuya única felicidad es dormir y su único reposo la muerte."
  • "A pesar de los explotadores, a pesar de los jefes que traicionan, a pesar de la inconsciencia que todavía tienen los trabajadores de su propia miseria, la causa obrera va adelante. Poco a poco verá disminuir su jornada laboral, que le permitirá tiempo para leer y reflexionar. Poco a poco su nivel de vida se elevará para incluir un poco de la belleza del mundo. Poco a podo el futuro de sus hijos se confundirá con el futuro del país. Poco a poco aquellos que producen la riqueza podrán gozarla. El futuro está en las manos rudas del proletariado."

No hay comentarios:

Publicar un comentario